Alejandra de Argos por Elena Cue

“La memoria esculpida”: tres años de conversaciones con Martín Chirino

Comparte
FaceBook
  Twitter

Tras el reciente fallecimiento del escultor Martín Chirino, la editorial Galaxia Gutenberg las conversaciones mantenidas entre Chirino y el periodista Antonio Puente durante los últimos tres años.

9788417747718

Cubierta del libro La memoria esculpida (2019). Martín Chirino y Antonio Puente. Publicado por Galaxia Gutenberg

 

Un solucionador de contradicciones y un estoico apasionado. Martín Chirino lo era, y también fue mucho más. Su fallecimiento en marzo de 2019 dejó al arte y la cultura mundiales sin una figura de referencia: un intelectual de la imagen y el pensamiento. El hombre que dio forma al viento y a la música a través de materiales sólidos como el hierro. La figura y el legado de Chirino permanecerán siempre vivos gracias a su magnífica obra, pero también al libro La memoria esculpida, publicado por Galaxia Gutenberg con la colaboración de la Fundación del Arte y el Pensamiento Martín Chirino. El pasado 14 de mayo la editorial presentó el libro a los medios en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, acto al que asistió también Marta Chirino, hija del artista. El libro es el resultado de las conversaciones que el periodista Antonio Puente (también presente en la rueda de prensa) mantuvo durante tres años con Martín Chirino, a medio camino entre su casa de Canarias y su residencia madrileña.

 

 

Durante el acto se presentó también la exposición Mover el Horizonte, organizada por la Galería Marlborough de Barcelona para mostrar la última obra del escultor. La exposición es una continuación de Martín Chirino en su Finisterre, la muestra que se pudo visitar a principios de 2018 en el espacio que la galería tiene en Madrid. La publicación de La memoria esculpida coincide en el tiempo con la exposición, construyendo así un imprescindible homenaje a uno de los artistas más importantes en el ámbito de la escultura y la abstracción. Martín Chirino desarrolló su trabajo y su investigación alrededor del hierro, un material fascinante por su cualidad moldeable, sólida y primigenia; como comentó Antonio Puente durante el acto, fue el primer artista que se planteó dar forma al viento. Inspirado en la cultura guanche y en el espíritu atlántico del archipiélago canario (como punto de convergencia de las culturas europea, africana y americana), su trayectoria artística no se comprende sin profundizar en su pensamiento y su visión de la poesía, la plástica y la palabra. La memoria esculpida y Mover el horizonte despiertan de nuevo a Martín Chirino y descubren una vez más su alma solida, aérea y libre.